CompactGUI: Cómo compactar con facilidad archivos y carpetas en Windows 10

Una cómoda interfaz para la herramienta de Microsoft

Un recurso muy poco conocido dentro de Windows 10 es compact.exe, utilidad que nos permite comprimir archivos y/o carpetas en particiones NTFS. Si bien la interfaz del sistema operativo entrega una opción para habilitar esa compresión, compact.exe se vuelve mucho más poderoso cuando lo ejecutamos manualmente, o si utilizamos como alternativa al entorno dedicado CompactGUI, que incluye diferentes algoritmos.

Una de las recomendaciones más frecuentes en estos días para acelerar la carga de juegos y programas es guardar sus archivos de instalación en una unidad de estado sólido. Las ventajas de precio por gigabyte en los discos duros siguen siendo contundentes, pero al comparar su rendimiento con el SSD promedio se convierten en un ejercicio de paciencia. Ahora, el problema es que los juegos son cada vez más grandes. Sin ir demasiado lejos, la instalación del nuevo DOOM demanda 67 gigabytes, suficientes para colocar de rodillas a un SSD de 120 o 240 GB. A nadie le gusta la idea de tener instalados uno o dos juegos por una limitación de espacio, por lo tanto, ante la falta de presupuesto para sumar una unidad extra, debemos considerar la compresión.

1.5 a 1 en mi prueba, no está mal

Windows 10 se adapta muy bien a unidades pequeñas con la ayuda de la herramienta compact.exe, que en general se activa sobre los archivos del sistema operativo usando la función /CompactOS, pero también puede ser aplicada a archivos personales, y ahí es cuando interviene CompactGUI, una interfaz alternativa que simplifica el proceso. Básicamente, todo lo que debemos hacer es escoger la carpeta a comprimir, establecer el algoritmo (XPRESS8K es el que suele brindar mejor equilibrio entre velocidad y rendimiento), y dar inicio. La demora va desde unos pocos minutos hasta varias horas, dependiendo del tamaño de la carpeta y el poder de fuego de nuestro procesador.

¿Vale la pena semejante esfuerzo? En algunos casos, las mejoras son contundentes. El desarrollador de CompactGUI reporta excelentes tasas de compresión bajo títulos como Cuphead (que pasó de 11 GB a 3 GB usando XPRESS8K), Dark Souls 3 (25 a 13 GB), Dishonored 2 (40 a 20 GB), Dota 2 (20 a 13 GB), Hellblade (38 a 11 GB) y NieR:Automata (40 a 27 GB). La lista completa se encuentra en la página principal. CompactGUI requiere Windows 10 con la versión 4.7 del .NET Framework, y su último build posee algún que otro error en la visualización de datos, pero funciona bastante bien. No dejes de probarlo.

Deja tu voto

4 puntos
Upvote Downvote

Total votes: 4

Upvotes: 4

Upvotes percentage: 100.000000%

Downvotes: 0

Downvotes percentage: 0.000000%