Haciendo zoom sobre un microchip

Los chips más modernos que ofrece el mercado general cuentan con un proceso de fabricación de 22 nanómetros. El problema de una descripción así es que no podemos visualizarla sin ayuda. La gente de la red NISE desarrolló un vídeo en el cual realizan un zoom profundo sobre un microchip, y aunque el ejemplar no llega a la escala nanométrica, es casi como si hubiera una ciudad en su interior.

Cuando Intel lance sus productos basados en la arquitectura Broadwell, el ingreso oficial y comercial a la era de los 14 nanómetros será un hecho. Por lo que sabemos hasta aquí, Intel ya está experimentando con diseños aún más pequeños. Nadie en la industria niega que la Ley de Moore tiene vencimiento, y si hay algo en claro, es que tratarán de exprimir su jugo hasta que quede hecha polvo. ¿Pero qué son exactamente 14 nanómetros? ¿Cómo podríamos “verlos”, por así decirlo? Después de todo, si una compañía tiene la capacidad de fabricar a esa escala, una inspección visual no debería ser tan descabellada. Lo que tenemos hoy aquí no proviene de Intel, sino de la red NISE, que trata de responder a estas preguntas de una forma muy especial: Haciendo zoom sobre un microchip.

 

El primer tramo del zoom está a cargo de una cámara SLR. Sin embargo, al ir más allá de un milímetro, el vídeo cambia a un microscopio electrónico de barrido. Si están pensando en alguna toma aérea o una imagen sacada de Google Maps, no se preocupen, porque pensé exactamente lo mismo. A medida que el zoom avanza en su profundidad, el vídeo nos indica la distancia en 60 micrones, luego seis micrones, y finalmente un micrón, que contiene a mil nanómetros. Un cuadrado adicional de un micrón de lado aparece dividido en 2.500 partes idénticas, cada una de ellas representando a un transistor de 20 nanómetros, similares a los que estamos usando ahora.

El chip Winbond usado en el ejemplo (calculo que se trata de un W83977EF-AW) es demasiado antiguo como para explorar con mayor detalle, pero no por eso deja de ser algo impresionante. ¿Hasta dónde será posible llegar? Honestamente, no lo sabemos. Intel se tiene mucha fe en el territorio de los diez, siete, e incluso cinco nanómetros. La habilidad de los ingenieros deberá ser llevada al extremo para desarrollar a los chips del futuro, con el conocimiento de que no será suficiente, y que la demanda de diseños más veloces y eficientes, seguirá en aumento. Lo mejor está por venir.

Leave your vote

1 punto
Upvote Downvote

Total votes: 1

Upvotes: 1

Upvotes percentage: 100.000000%

Downvotes: 0

Downvotes percentage: 0.000000%

  • hal9000

    :v

  • MiguelF1

    Increíble… una obra de arte!!!

  • Jorge Sánchez

    Pero que desmadre de conexiones!!! Eso sí, perfectamente organizadas

  • iuio

    Lo mas valioso de esta industria son los procesos de fabricacion de esos microchips porque no cualquier puede hacerlos. Si fuera posible para profesionales comunes habrian muchos paises fabricandolos pero no es asi.

  • MatiasA

    Ingeniería super comprimida 😀