in

Asus N3150M-E: Nueva placa base para terminales sencillas


Siguiendo la línea establecida por productos como el reciente ordenador Beebox que presentó ASRock, hoy nos encontramos con la nueva placa Asus N3150M-E, que también recurre a uno de los SoC Braswell de Intel. La combinación entre una nueva plataforma y la presencia de puertos clásicos como LPT y PS/2 posicionan a la Asus N3150M-E como una buena opción para actualizar sistemas con funciones específicas.

Los beneficios de un sistema compacto y con bajo consumo de energía son numerosos, sin embargo, lo cierto es que nada impide trasladar a algunos de esos beneficios hacia formatos tradicionales como las placas mATX. Tal vez se pregunten qué aplicaciones puede tener sobre el escritorio una plataforma diseñada originalmente para sistemas móviles. A diferencia de soluciones directas como el ASRock Beebox, el hardware de bajo consumo en un formato mATX o Mini-ITX se convierte en un excelente candidato para asumir roles como el de micro-servidor, caja BitTorrent, o incluso una terminal comercial que debe estar conectada a accesorios como impresoras fiscales, que siguen utilizando interfaces clásicas. Muchos fabricantes decidieron dejar a un lado los puertos PS/2 y LPT, sin siquiera brindar una opción para añadirlos de manera interna.

Asus N3150M-E
Los puertos «legacy» hacen una pequeña diferencia

Por suerte, la nueva placa base Asus N3150M-E rompe ese esquema, y al mismo tiempo entrega unas especificaciones que están a la par de otros competidores. Su procesador integrado es en realidad un SoC Intel Celeron N3150, un miembro más con documentación Braswell/Airmont de 14 nanómetros. En este caso, el N3150 posee cuatro núcleos físicos (duplicando a los del N3000) y su frecuencia base asciende a 1.6 GHz (el modo Turbo se mantiene en 2.08 GHz). La cantidad máxima de memoria que soporta la Asus N3150M-E es de 8 GB en DDR3 (dos ranuras), y sus puertos se reparten entre dos SATA, cuatro USB 2.0, cuatro USB 3.0, dos PS/2 para ratón y teclado, un puerto LPT, un puerto COM con conexión interna, Gigabit Ethernet, VGA para el vídeo integrado, y salida de 3.5 milímetros en audio. El PCB revela un zócalo PCI Express 2.0 de 16X, aunque las limitaciones del SoC hacen que deba funcionar a 1X. No es lo ideal, pero si alguien decide conectar una tarjeta gráfica dedicada para liberar al vídeo integrado y la memoria que absorbe, podrá hacerlo.

Vale la pena recordar que el sistema de refrigeración en el SoC de la Asus N3150M-E es completamente pasivo, por lo tanto, la reducción en el ruido está allí. En lo que se refiere a su precio oficial, la única fuente disponible habla de 85 euros. Si es necesario ajustar el presupuesto un poco más, Asus también ofrece la variante N3050M-E a 75 euros, que reemplaza al SoC por un Celeron N3050 de dos núcleos.

Reportar

¿Qué te pareció?

Escrito por Lisandro Pardo

Comentarios

Leave a Reply

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Loading…

0

The Great Suspender: Suspende las pestañas que no usas en Chrome

Doom: El regreso de un clásico