in

Asus VivoStick: Mini-ordenador con Windows 10


Los primeros ordenadores en formato «dongle» llegaron al mercado usando chips ARM, pero con el paso de los meses, las variantes x86 son las más que nos llaman la atención. El Compute Stick de Intel tenía un par de ideas interesantes, sin embargo, sufrió todos los dolores asociados a un producto de primera generación. Ahora, el Asus VivoStick quiere cambiar esa situación con la ayuda de la reciente serie Cherry Trail, y Windows 10 como sistema operativo.

Los fabricantes de ordenadores han descubierto caminos extraordinarios para reducir su tamaño. Si bien los entusiastas más exigentes se sienten cómodos con torres amplias que brindan flexibilidad en la configuración del hardware, la mayoría de los consumidores están interesados en «quitar al ordenador del medio» como sea posible. Este deseo dio lugar a cosas como los All-in-One y los sistemas ultraportátiles, pero ahora se suman los mini-ordenadores en formato dongle. Originalmente pensados para dotar de inteligencia a televisores con puertos HDMI, hoy encontramos en esos dongles plataformas relativamente completas, con sistemas operativos de uso general en vez de entornos móviles modificados. A medida que Intel continúa miniaturizando a sus procesadores y Microsoft mantiene en línea los requerimientos de Windows, la idea de integrar estos ordenadores a un monitor para crear nuestro propio AIO no es tan descabellada.

Asus VivoStick
Asus busca tentar a los consumidores con un mejor chip y algo de variedad

Después del paso (sin demasiada gloria) del Intel Compute Stick, llega Asus con el anuncio de su VivoStick. Las dos diferencias más importantes en comparación con el producto de Intel radican en el procesador y el sistema operativo. Asus decidió retirar al chip Bay Trail en favor de un SoC Cherry Trail cuyo modelo exacto aún no trascendió, y naturalmente descubrimos el reemplazo efectivo de Windows 8.1 con Bing, dando lugar a Windows 10 Home. Asus llegó a la conclusión de que era necesario añadir un puerto USB adicional, pero en el proceso sacrificó la ranura microSD, y con apenas 32 gigabytes de almacenamiento interno, el usuario estará obligado a «contar bytes», o como alternativa, ocupar uno de los puertos USB con un pendrive de bajo perfil.

La memoria RAM en el Asus VivoStick es de 2 GB, su conectividad es compatible con WiFi n y BT 4.0, pesa unos 70 gramos, y estará disponible en tres colores diferentes. Al parecer, las imágenes no representan al diseño final del ordenador, ya que Asus aún estudia si la refrigeración debe ser activa o pasiva. El precio oficial anunciado es de 129 dólares, pero su fecha de lanzamiento es un misterio.

Reportar

¿Qué te pareció?

Escrito por Lisandro Pardo

Comentarios

Leave a Reply

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Loading…

0

Más datos sobre los nuevos chips Skylake de Intel

Máquina capaz de «revivir» un corazón muerto