in

GeekyGeeky Una moneríaUna monería

Cómo crear tu propia mini-recreativa de mesa

Impresión 3D, un Raspberry Pi, y todo el retro que puedas desear


Mini-recreativa de mesa

En el pasado hemos visto diseños de recreativas verdaderamente fantásticos, pero todos tienen una necesidad en común, y es la de trabajar con madera. Ahora, ¿qué podemos hacer si no nos llevamos bien con ese material? Comprar la carcasa ya hecha es un atajo sencillo, pero si tienes acceso a una impresora 3D, siempre puedes construir una a puro plástico. Eso es lo que propone el proyecto simplyRetro D8: Crear una mini-recreativa estilo bartop desde cero, con un Raspberry Pi que no necesita ser de última generación, y una carcasa muy fácil de reproducir en (casi) cualquier impresora 3D.


Iniciar un nuevo proyecto DIY es ideal para estos tiempos de cuarentena y distanciamiento social. Por lo general siempre recomendamos aprovechar el fin de semana, pero ahora que la prioridad es quedarse en casa… ¿qué estamos esperando? Al igual que muchas otras ideas, esta mini-recreativa de mesa que compartiremos hoy comienza con un Raspberry Pi. No tiene que ser necesariamente de última generación: La versión 2 o 3 debería ser más que suficiente, aunque todo depende del tipo de sistemas que decidas emular.

Ahora, la pregunta es: ¿Puedes trabajar con madera? En lo personal, la respuesta es un rotundo no. A pesar de haber estudiado en una escuela con instrucción industrial (y carpintería como asignatura obligatoria), lo cierto es que jamás dejé de tener dificultades. La buena noticia es que podemos reemplazar por completo a la madera con la ayuda de una impresora 3D. Aún si no tienes una en tu hogar, siempre hay un amigo al que puedes contratar para la tarea, o un servicio de impresión con precios razonables. En esa dirección apunta el proyecto simplyRetro D8, publicado por Gerrit Gazic:


Algunos tornillos van en lugares incómodos. ¡Usa una llave!
Se llena de a poco…

El diseño posee todo lo que puedes esperar de una recreativa, pero el formato bartop combinado con algunos ajustes en sus dimensiones finales permiten ahorrar mucho espacio. La recreativa cuenta con pantalla de 8 pulgadas (edita los archivos STL si prefieres una pantalla más grande o pequeña), doce botones, altavoces estéreo, y control de volumen. El sistema de audio se basa en un módulo amplificador PAM8403 con potenciómetro incorporado, pero Gerrit advierte que sufre de interferencia cuando el volumen es demasiado alto. Si puedes implementar una mejor solución, no lo dudes.

Más allá de la apariencia inicial, la recreativa comenzará a quedarse sin espacio interno rápidamente. El Raspberry Pi tiene un lugar dedicado, pero deberás anclar-pegar-instalar el resto de las placas controladoras como lo creas conveniente. También hay instrucciones especiales para instalar el joystick, y los botones en caso de que utilices un diseño personalizado (si prefieres seguir con los botones originales de 24 milímetros, podrás ignorar una sección entera del tutorial).


A cuatro cables por botón, es un plato de spaghetti
A punto de terminar

La última sugerencia de Gerrit es la de usar una llave en vez de un destornillador tradicional. Algunos de los tornillos serán muy difíciles de alcanzar, y terminar de cerrar la carcasa podría ser más complicado de lo normal. En lo que se refiere al software, la base no es otra más que RetroPie (ya explicamos cómo configurarlo), con simplyRetro arriba. Todos los archivos, desde el STL de la carcasa hasta el tema para RetroPie, están disponibles en el perfil de GitHub.


Accede al proyecto: Haz clic aquí


Reportar

¿Qué te pareció?

Escrito por Lisandro Pardo

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Loading…

0
Another World

El fabuloso «detrás de escenas» de Another World

Tiradero Visual de la Semana (N°129)