in

En el futuro podrías pintar tus propias baterías


Baterías de litio cargadas en dos minutos

Mientras que todavía estamos abriendo los paraguas en pleno día soleado para poner a cargar nuestros dispositivos electrónicos portátiles, los científicos de la Rice University han logrado diseñar una batería de iones de litio que apunta a poderse pintar en determinadas superficies. Sí. Así como lo lees es como funciona esta especie de batería en aerosol que podrías pintar en cualquier momento que la necesites con sólo apuntar el spray y pintar cada una de las capas que componen a una batería convencional. ¿Se vienen los graffitis energéticos?

Las baterías de litio trabajan por el apilamiento de los ingredientes activos en las capas y esto les da la característica principal de su composición. Ya sea en tu ordenador portátil, en tu móvil o en el iPod, las diferentes capas se apilan en un bloque que al contacto produce el efecto. Pero como esto ya parece ser cosa de un presente que quiere ser pasado, Los científicos de la Universidad de la Rice se pusieron a probar diferentes tipos de pinturas hasta que encontraron aquella que podía suplir en mayor parte todos los componentes que normalmente tiene una batería de ion de litio: Es decir, dos colectores de corriente, un ánodo, un cátodo y un separador de polímero para estos últimos. La mezcla exacta de cada componente fue puesta en práctica y en este video podemos ver cómo es que esta sustancia que parece una pintura convencional puede convertirse en la forma de darle energía a los gadgets del futuro, a los que podrías pintarles sus propias baterías.

Como dice el informe, una vez que se consiguió dar con la mezcla adecuada, los materiales de estas baterías en aerosol fueron rociados sobre azulejos de cerámica, polímeros flexibles, vidrio, acero inoxidable, e incluso sobre una jarra de cerveza para entender qué tan bien se le dan las fusiones de cada uno de los sustratos. De esta forma, siguiendo con las cerámicas, 9 de ellas se conectaron en paralelo pintando cada una con la pintura correspondiente a cada material activo. Con este formato se las cargó con energía solar y cuando estuvieron listas y sosteniendo unos 2.4 voltios de generación, se alumbró un pequeño panel de LEDs que ponía RICE (por la universidad).  Lo más complicado de estas baterías en aerosol, con 60 ciclos de carga y descarga, fue lograr la estabilidad mecánica, aunque el separador –tal y como se usa en las baterías convencionales- jugó un papel muy importante.

Los científicos expresaron que “ha habido mucho interés en los últimos tiempos en la creación de fuentes de energía con un factor de forma mejorada, y esto es un gran paso adelante en esa dirección” y la verdad es que se podría estar muy de acuerdo si tuviéramos un poco más de información, pero por ahora parece realmente una optimización muy interesante como para poner en práctica en situaciones donde la energía no esté a disposición. Con la nueva generación de baterías, el diseño mismo de las estructuras de los móviles podría no estar  tan limitado a la arquitectura que ya conocemos. Por otro lado, a mi me gustaría ver también una aplicación artística de este tipo de pinturas, creando nuevas formas de crear obras, hacer exposiciones e intervenciones que el arte moderno seguramente sabrá aprovechar.

Reportar

¿Qué te pareció?

Escrito por Nico Varonas

Comentarios

Leave a Reply
  1. Vaya, he tenido esa idea en la cabeza por varios años, lástima que no he tenido el acceso a los medios para desarrollarla, qué bueno que alguien más se está acercando al objetivo.

    Excelente noticia, ojalá y sea viable -económicamente hablando- a un mediano plazo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Loading…

0

Los 40 años de Atari

Sysinternals Suite: 70 programas para administrar tu sistema