in

Juegos Online de la Semana (23/02/12)

¡Llegaron los juegos online del jueves! Lo mismo de siempre, mucho de lo mejor. Lo más sobresaliente de la semana en materia de juegos flash. En esta ocasion tenemos un juego de disparos steampunk y un RPG de acción a lo Diablo. ¿Sabes dibujar? Si no, con Doodle Draw parecerá que sí. También está la venganza del principe rana y el suspenso de los viajes en el tiempo.

Sky Defender: Un típico juego de disparos y defensa, de esos en los que eres una torreta que le dispara a todo y con todo tipo de proyectiles, protegiendo una base (que va mejorando a medida que ganas dinero y superas los niveles). Lo que no es demasiado típico en Sky Defender son los objetivos, que van desde el clásico sobrevive la oleada enemiga a salva las ovejas o protege el oro del país. La estética es steampunk, y la historia es algo así como una guerra entre los países del Aire y la Tierra (la verdad que me aburrí al leerla, así que puede ser cualquier otra cosa). Divertido.

Dungeon King: Más Diablo, imposible. Sí, Dungeon King es, con todas sus limitaciones, un clon bastante casual del clásico inmortal de Blizzard. O lo más parecido, al menos. Es que en realidad este RPG de acción en flash no es más que la demo (corta, pero sabrosa) de un juego mucho más largo y difícil (que, claro, tendrás que comprar si quieres jugar). Así y todo, esta breve demostración vale la pena, pues nos pone en la piel de un poderoso guerrero que deberá descender por el más peligroso de los calabozos, destruyendo cualquier criatura que se cruce en su camino. ¡Y serán muchas! ¡Muy buenos gráficos!

Doodle Draw: Yo no sé dibujar. De hecho, apesto dibujando. Pero Doodle Draw me hace creer, por algunos segundos al menos, que estoy dibujando. A lo que no apesto tanto, parece, es a seguir los puntos, porque en Doodle Draw mal no me va. Es que aquí todo lo que tienes que hacer es seguir punto tras puntos, lo más rápido y fluido posible, para ganar segundos y seguir jugando (o dibujando sin saber dibujar). Al principio no sabes cuál es la forma, así que tienes que ir adivinando. Cuando más o menos la perfilas (sea porque te das cuenta, tienes un powerup que la muestra o porque lograste reunir una buena cantidad de letras) ya podrás anticipar el movimiento y hacerlo más rápido. Divertido y simple, para los que no saben dibujar (y quieren creer que sí).

Ninja Frog: La rana ninja que antes fue príncipe. Porque alguna vez tuvo risos rubios, cara rosa y labios rojos. Pero ya no más. Una malvada bruja lo transformó en batracio y ahora nadie le conoce. Avergonzado se escapa del reino, y el destino lo lleva hasta el hogar de un venerable maestro del ninjutsu. Allí la rana que fue príncipe aprende el arte de los ninjas y se templa para la venganza. Y ahora, cual Conde de Montecristo, regresa a su reino, dispuesto a reclamar lo que es suyo. La ranita ninja solo se mueve a los saltos, de un salto a otro puede alcanzar largas distancias. Calcula los saltos, coge los objetos, elimina a los enemigos e infíltrate en tu castillo. Principe, rana y ninja, ¡podría ser una película de los 80s sin esfuerzo!

The Suspense: Un juego, tres líneas temporales, plataformas y mucho suspenso. ¡Mucho suspenso! Porque en The Suspense tu misión será, cuando no, la de atravesar el nivel a pesar de todos los obstáculos que te lo impiden. Para lograrlo deberás hacer uso de tu poder de transportarte en el tiempo, y visitar las tres líneas temporales que completan los niveles. ¿Y por qué tanto suspenso? Pues por la simple razón de que nunca sabes muy bien qué encontrarás debajo de tus pies al cambiar de línea temporal, ¡puedes estar encaminándote a una muerte segura! Usando la inteligencia, pasando objetos de una línea a otra, saltando en un tiempo y cayendo en otro, de a poco y con constancia, llegarás al final. ¿Serás capaz? Uy, ¡cuánto suspenso!

Reportar

¿Qué te pareció?

Escrito por Ferzzola

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

CERN: Los neutrinos no son más rápidos que la luz

8051/80C51: La leyenda continúa