Microsoft Surface Book, Lumia 950 y otros anuncios del evento Windows 10 Devices

Casi todos los gigantes del mercado ya revelaron sus estrategias de cara a lo que será el próximo Black Friday y la temporada de Navidad, pero nos estaba faltando alguien: Microsoft. Una vez más, New York fue la ciudad escogida para desarrollar el evento Windows 10 Devices, donde los ases de Redmond con Terry Myerson a la cabeza compartieron el futuro inmediato de la compañía. Nuevas Surface, nuevos Lumia, dispositivos vestibles y un espectacular HoloLens marcaron el ritmo de este extenso keynote.

Lo primero que hizo Terry Myerson, vicepresidente ejecutivo del grupo «Windows and Devices» en Microsoft, fue (lógicamente) hablar sobre los logros del último sistema operativo lanzado por la compañía. En estos días, la marca de Windows 10 supera los 110 millones de dispositivos, de los cuales ocho millones pertenecen al mundo empresarial (un detalle muy importante a tener en cuenta). Pero esa parte de la historia está inspirada en dispositivos existentes, o sistemas que llevan varios años en el mercado. Lo que nos reúne aquí hoy está a punto de invadir las estanterías. Tanto Apple como Google han hecho su tarea, y si Microsoft realmente quiere posicionar favorablemente a sus servicios, necesita ofrecer hardware a la altura de las circunstancias.

La primera entrada está dedicada a las nuevas unidades Surface. Por un lado tenemos a la Surface Pro 4, que optimiza aspectos específicos del modelo anterior, entre ellos el tamaño de la pantalla y su resolución (12.3 pulgadas, 2.736 por 1.824 píxeles), el nuevo Surface Pen con 1.024 niveles de presión y una «goma digital» integrada, y el flamante Type Cover con un trackpad de vidrio, un 40 por ciento más de superficie, y retrocompatibilidad con la Surface Pro 3. El hardware interno de la Surface Pro 4 se reparte entre procesadores Core M3, i5 e i7 de la arquitectura Skylake, un máximo de 16 GB de RAM y hasta 1 TB de estado sólido para almacenamiento.

 

Por el otro… aparece el Surface Book. Se trata del primer ordenador portátil «oficial» de Microsoft, y su objetivo es entregar una experiencia mucho más completa, apelando a una pantalla de 13.5 pulgadas (3.000 por 2.000 píxeles), y a un teclado que se encuentra a la par de otros portátiles. La sorpresa llegó cuando Panos Panay, número uno del equipo Surface, desconectó la pantalla del teclado. Así es: El Surface Book es en realidad un híbrido, y su otra mitad (el teclado) tiene algunas cosas muy interesantes dentro, entre las que destacamos vídeo Nvidia GeForce dedicado, y suficientes baterías como para habilitar doce horas de reproducción de vídeo antes de que se agoten.

 

Al igual que sucede con la Surface Pro 4, el ordenador Surface Book utiliza chips Intel Skylake Core i5 e i7, la RAM máxima es de 16 GB, y su almacenamiento interno puede llegar al terabyte en estado sólido. Ambos modelos vienen con el Surface Pen (el cual se «pega» magnéticamente en un costado del dispositivo cuando no está en uso), cámaras de 8 y 5 MP, y por supuesto, Windows 10 Pro como sistema operativo. El precio para la Surface Pro 4 arranca en 899 dólares, mientras que en el caso del Surface Book, la base es de 1.499 dólares, extendiéndose hasta los 2.699 dólares. Una cosa más: Si el plan es convertir a uno de estos dispositivos Surface en el reemplazo definitivo para un ordenador de escritorio, el nuevo módulo de conectividad Surface Dock ofrece puertos USB, DisplayPort y Ethernet adicionales por la suma de 200 dólares.

 

Las cosas pueden estar funcionando bien por el lado del software, y el hardware Surface se ve muy atractivo sin lugar a dudas, pero si hay un punto en el que Microsoft debe recobrar fuerzas, es en la promoción de su familia Lumia. Después de lo que fue el fiasco de Nokia, muchos declararon el retiro virtual del espacio móvil por parte de Redmond, sin embargo, los nuevos Lumia 550, 950 y 950 XL cargan con otras intenciones. Ambos modelos 950 poseen varias similitudes, pero las diferencias principales se manifiestan a través de la pantalla (5.2 pulgadas para el 950 y 5.7 en el XL), y el SoC (Snapdragon de seis núcleos en el 950, ocho núcleos en el 950 XL). En ambas unidades, la RAM asciende a 3 GB, el almacenamiento interno es de 32 GB (expandibles vía ranura microSD), la batería es extraíble, y encontramos un fabuloso combo de cámaras con 20 y 5 megapíxeles respectivamente, acompañado por soporte Continuum (cortesía del módulo Display Dock), la beta de Windows Hello, y puertos USB tipo C. El Lumia 550 prácticamente no tuvo tiempo durante la presentación, y esto se debe a su parecido con los modelos Lumia previos: 4.7 pulgadas, SoC quad-core, 1 GB de RAM y 8 GB de almacenamiento claramente lo posicionan en el territorio del bajo costo, debutando en diciembre próximo con un precio de 139 dólares. El Lumia 950 saldrá al ruedo en noviembre con un valor de 549 dólares, y el Lumia 950 XL hará lo suyo con 649 dólares sobre la etiqueta.

 

Para cerrar esta sección (pero no es lo último que veremos de Redmond en el día) es necesario mencionar a la versión actualizada del vestible Microsoft Band. Los rumores originales indicaban que el nombre final para el nuevo dispositivo iba a ser «Band 2», pero dicho cambio no se materializó. El nuevo Microsoft Band posee una mayor protección gracias al cristal Gorilla Glass curvo, incorpora funciones de barómetro, y conserva su compatibilidad con apps previas. Android, iOS y Windows Phone son las tres plataformas que se pueden asociar al Microsoft Band, y llegará al mercado el próximo 30 de octubre, con un precio de 249 dólares. ¡No se vayan muy lejos! Hay más de Microsoft en camino…

Deja tu voto

1 punto
Upvote Downvote

Total votes: 1

Upvotes: 1

Upvotes percentage: 100.000000%

Downvotes: 0

Downvotes percentage: 0.000000%

Lisandro Pardo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.