in

Obsolescencia Planeada y la tecnología de hoy


Quizás nunca hayas oído hablar de la “Planned obsolescence” (Obsolescencia Planeada). Pero de lo que sí estamos seguros es que la padeces. Se trata de una estrategia de marketing que hace que un producto deje de ser útil luego de un determinado tiempo, básicamente para venderte otro. Y no es un fenómeno nuevo.

Si te dicen que ese gadget que compraste tiene una “vida útil” de 2 o 3 años, seguramente te parecerá que se debe a complicadas razones técnicas o la inmadura tecnología que lo hizo posible. Pero muy probablemente se deba a que la empresa que lo fabrica lo haya hecho con un motivo en mente: hacer que dentro de 2 o 3 años compres nuevamente un producto similar, para reemplazar al que dejó de funcionar.

Obsolescencia Planeada y la tecnología de hoy

Esta estrategia, que no es ilegal pero que como mínimo nos hace subir un poquito los colores a la cara, ni siquiera es un truco moderno. Ya en la década de 1930 un brillantísimo ingeniero de la General Electric se dio cuenta que las ventas de lamparitas eléctricas aumentarían si su duración disminuía. ¡Elemental, Watson!

Como las “buenas ideas” en general se propagan a toda velocidad, a mediado de 1950 ésta práctica era algo absolutamente normal. El razonamiento era bastante lógico: un producto de gran calidad generaba pocas ventas. Uno de poca calidad debía reemplazarse (o incluso repararse, generando más ingresos) rápidamente.

Si hay algo que caracteriza al capitalismo es el consumo constante de productos, gracias a campañas publicitarias agresivas, que nos “obligan” a comprar productos nuevos aunque los viejos todavía funcionen. Pues bien, la Obsolescencia Planeada viene a ser una especie de “seguro”, que le garantiza al fabricante que, por más que tu cámara de 2 MegaPixeles sea suficiente para ti, debas cambiarla por que dejo de funcionar.

Recientemente (en la última década), han aparecido productos que no solo funcionan por un plazo de tiempo pequeño, sino que se encargan de recordarnos que están por dejar de funcionar. Un ejemplo de ellos son las maquinillas de afeitar que tienen una banda que va cambiando de color con el uso, indicando su desgaste. Por supuesto, muchas veces la maquina funciona bien aunque el indicador diga que esta para tirarla.

En el ámbito de la informática hay grandes ejemplos de esto. De hecho, con tu moderno ordenador puedes hacer más o menos las mismas cosas que con una maquina antigua, pero los sucesivos cambios en los sistemas operativos o requerimientos de algunos programas te obligan a reemplazarlo periódicamente.

La moda también es un factor que influye en la Obsolescencia Planeada. Seguramente tienes en tu armario un hermoso saco, en perfecta condiciones de uso, que compraste hace 15 años, pero que no usas por que la moda dice que hoy ese color no es “chic”.

Seguramente en algún rincón de tu casa tienes artefactos antiguos que funcionan perfectamente. Pero que fueron concebidos y fabricados en épocas más inocentes o por industriales menos oportunistas. En casa tengo una ZX81 que funciona perfectamente. Tú, ¿tienes algún objeto que haya sobrevivido a la Obsolescencia Planeada y del que quieras contarnos?

Reportar

¿Qué te pareció?

Escrito por Ariel Palazzesi

Comentarios

Leave a Reply
  1. Muy bueno tu blog; los temas son interesantes y entretenidos, pero la forma en que tienes distribuida la publicidad es fatal,y hace muy dificil la lectura. Exitos

  2. Tengo una impresora Epson LX810 que tiene como 17 años y anda una maravilla aunque hace mucho ruido jajaja pero sigue funcionando la tengo guardada, y tengo un GSM Nokia 5190 que tb sigue funcionando pero esta ahi por que claro paso de moda hace muchiiiiiiiiiiiiiiisimo, despues a ver que mas… Ahhh en mi casa hay uno de los primeros focos electronicos fluorescentes que ha de tener como 12 o 13 años jajaja sigue funcionando increiblemente… el dia que lo toquemos se va a quemar asi que lo dejamos ahi donde esta… ahora las lamparas tienen sus dias contados por mas buena marca que sean… y otras cosas que no recuerdo jeje

  3. Cierto, Mick. Estamos trabajando en un rediseño total, para poder poner publicidades sin que sean tan intrusivas. Paciencia y gracias por tu comentario. Ah, ¡y yo todavía tengo mi Coleco Vision!

  4. Los salames de EPSON lo hacen de varias maneras. Su piojosa tinta durabrite hace que si rellenás cartuchos con tinta normal, se te tapen los inyectores y …¡El cabezal que deberás cambiar es tan caro como una impresora nueva! Las impresoras EPSON tienen contadores internos, no sólo en los cartucho sino dentro de la impresora en sí y pasadas unas impresiones te sale un carte que te dice que la impresora sufrió serio desgaste y debés repararla, al comprar costos te inclinás por una nueva. Pero ya existe el software para resetearlas, no me acuerdo el nombre ahora pero que existe, EXISTE.

  5. Jeje, otro artículo con el que me identifico plenamente 🙂 Mis objetos que han sobrevivido son: PC Compaq 5423 de 1999, que ya no es mi desktop de uso común (sus 450Mhz y 32Mb de RAM terminaron sucumbiendo a los requerimientos actuales), pero hoy la ocupo de complemento para un mini observatorio astronómico que he adaptado en mi patio :). Palm Zire 31, que en realidad no ha sobrevivido sino que la "rescaté" de la obsolescencia, pues la compré hace poco a pesar que es un equipo de 2004 y está totalmente descontinuado, pero no me importa :p Automóvil Toyota Corona año ’79, que a pesar de no ser un "gadget", es una máquina robusta (muy ad hoc con la frase de arriba "productos más robustos duran más tiempo") que sigue cumpliendo su función a pesar de tener casi 30 años. Uno que no sobrevivió fue mi celular Nokia 5120, pero debido a que lo perdí en un avión :(. Lo tuve de 1998 a 2006 y lo reemplacé por un modesto Samsung C126 🙂

  6. Esto es algo que obviamente siempre ha estado ahí. Yo no soy tonto y sé que las cosas las podrían fabricar mucho más robustas y mucho más compeltas, pero en lugar de eso las hacen para que se rompan fácilmente y van sacando sucesivas versiones del mismo producto pero con una mejora nueva en cada versión. Se me ocurren miles y miles de ejemplos, por poner uno: la nintendo DS la DS Lite y la DSi… Cunado sacarlon la primera DS, ésta no tenía porqué ser tan gorda y tan fea, y podía perfectamente albergar una cámara como la DSi, pero no les dio la gana, ellos lo que quieren es que compremos la DS, y que al ver la DSi queramos comprarla porque es emjor que la anterior.

  7. pues yo tengo en uso aun, un nokia 5120 que compre en septiembre del 2000, un receiver marca pionner (un receiver es un amplificador con recepcion de radio, y multiples entradas para conectar tornamesas o casseteras) de 1985, y un automovil que lo uso a diario modelo volare de la compañia chrysler, del año 1986. pero la estrella de todas es mi camioneta ford pickup, que aunque esta toda convertida, trabaja desde 1970.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Loading…

0

Google estudia los comportamientos de los usuarios para mejorar la publicidad contextual

The Dungeons of Doom: Un juego portable hecho en casa