in ,

Samsung patenta un diseño innovador de pantalla táctil

Se trata de una pantalla con una regla deslizante, que divide a la pantalla en dos sectores (uno de visualización y otro de controles) de ancho variable

A pesar de que las pantallas táctiles están siendo cada vez más usadas en todo tipo de dispositivos móviles, como el iPhone, uno de los principales problemas es el de la falta de una sección puramente de visualización y otra disponible para los controles.

O la falta de opciones de configuración, ya que siempre habrá quien quiera más espacio para los controles, o quienes prefieran más espacio para la visualización. Si pensamos que además la mayoría de las pantallas de estos dispositivos generalmente no supera las 4 pulgadas, la situación aparece más complicada. Así es como Samsung ha presentado una solicitud de patente con la cual espera poner fin a ese problema.

El prototipo que han presentado ofrece una solución al problema, que parece bastante sencilla pero a nadie se le había ocurrido antes. La idea de la compañía coreana es la de una regla deslizante, que pueda dividir a la pantalla en dos secciones de ancho variable, de modo que cada uno pueda ir ajustándola de acuerdo a sus propias necesidades.

Si para trabajar con un fichero de imagen necesita más controles disponibles, puede ampliar este sector. Si para navegar la web prefiere más espacio para la visualización, simplemente amplía ese sector. Para visualizar imágenes, se podría divirir la pantalla en una sección más amplia en la cual ver una foto, y otra más pequeña en las que veríamos las miniaturas. Así de sencillo y rápido.

Parece excelente, habrá que ver cuando Samsung se decide a implementarlo en sus móviles, o cuando comienzan a aparecer los primeros prototipos. ¿Tal vez en el CES de Las Vegas?

Reportar

¿Qué te pareció?

Escrito por editorwp_2544

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

DelFly II: una libélula mecánica te está espiando

¿Ha llegado el fin del ordenador PC?