in ,

Ya no hay espacio para almacenar la información digital mundial

La consultora IDC ha realizado un estudio que pone de manifiesto la dificultad que podríamos enfrentar dentro de un par de años para almacenar los datos digitales que generamos. Es que por primera vez en la historia, la humanidad ha alcanzado los 281 mil millones de Gigabytes de datos.

Seguramente el disco duro de tu flamante ordenador te parece enorme. Y no es para menos: un disco duro típico ronda los 250 GB., lo que para la mayoría de los usuarios representa espacio más que suficiente para guardar todos sus datos. Sin embargo, la creciente tendencia a la digitalización, que incluye las señales de radio y TV, comunicaciones telefónicas, imágenes y todo lo que puedas imaginar, puede terminar colapsando nuestra capacidad para guardar información digital.

Un estudio sobre el tamaño del “universo digital” realizado por la consultora IDC ha demostrado que hemos alcanzado los 281 Exabytes (281 mil millones de Gbytes), que por primera vez en la historia es superior a la capacidad global de almacenamiento. De seguir esta tendencia, en el año 2011 tan solo la mitad de la información digital generada podrá ser almacenada, y el tamaño del universo digital superaría los 1.8 Zettabytes, según las estimaciones.

Por supuesto, esto no significa que no habrá espacio para que guardes tus documentos digitales tal como lo haces hoy. El problema se presenta para guardar, por ejemplo, los millones de Gigabytes por segundo que se generan en las transmisiones de HDTV. La creciente digitalización de sistemas que tradicionalmente han funcionado de manera “analógica” está generando una verdadera montaña de datos que es imposible almacenar.

En el informe la consultora indica que este crecimiento se debe entre otras a la popularización de la televisión y cámaras digitales, vídeo vigilancia y redes sociales. De hecho, las imágenes y videos digitales suponen el mayor porcentaje del universo digital.

Otra buena cantidad de bytes generados proviene de la llamada “sombra digital”. De hecho, mas o menos la mitad de la información digital que se genera cada segundo proviene de este apartado, que incluye los registros creados en cada transacción financiera, listas de correos, historiales de navegación o imágenes tomadas por la video vigilancia en aeropuertos o centros urbanos. Por primera vez, esta “sombra” supera a la acción directa de cada persona.

El resto de los 45 GBytes anuales que, para IDC, cada persona del planeta genera cada año en promedio, proviene de las acciones privadas de cada uno: tomar fotografías (el aumento de la cantidad de megapíxeles de las cámaras digitales y teléfonos móviles contribuyen en un porcentaje importante en este crecimiento), llamadas por VoIP, envío de correo electrónico o la duplicación hasta el infinito de ficheros gracias al P2P.

La consultora IDC advierte en el informe que este aumento masivo en el volumen de datos a nivel mundial obligará a las empresas a adoptar nuevas normas de organización y optimización del almacenamiento y recursos, así como herramientas de gestión y seguridad.

Además del costo que supone para las grandes empresas de medios equiparse con los sistemas de almacenamiento necesarios para guardar todos esos datos, existe el problema del impacto ambiental que genera la curva de crecimiento extremadamente abrupta en el consumo energético de los “datacenters”.

Reportar

¿Qué te pareció?

Escrito por Ariel Palazzesi

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

PicoTux: El ordenador Linux mas pequeño del mundo

Los marcapasos, ¿podrían ser saboteados?