Los mejores sistemas operativos para tu Raspberry Pi

RISC OS

¿Tienes un Raspberry Pi guardado en un cajón y no sabes qué hacer con él? ¡No lo desperdicies! Con una buena tarjeta de memoria y un poco de tu tiempo, ese hardware puede transformarse en muchas cosas, desde la plataforma perfecta de emulación hasta un centro multimedia sin restricciones, o una caja BitTorrent. Ahora, en todos esos casos necesitas un sistema operativo, y si tienes dudas sobre cuál escoger, aquí van nuestras cinco recomendaciones.

El Raspberry Pi se convirtió sin duda alguna en una bella «criatura», gracias a su bajo costo, su flexibilidad, la enorme cantidad de software disponible, su gigantesca comunidad, cientos de proyectos caseros, modificaciones, carcasas, accesorios, y un muy largo etcétera. La variedad de modelos también es bastante amplia, por lo que se puede adaptar a cualquier presupuesto, pero por más bueno que sea el trabajo de los responsables del proyecto, todo ordenador necesita un sistema operativo, y el Raspberry Pi no logra escapar a eso. Incluso el proceso de instalación es diferente al que estamos acostumbrados, ya que básicamente debemos escribir la imagen sobre una tarjeta de memoria, y encender al dispositivo. Ahora, ¿cuál es el mejor sistema operativo? Eso depende del uso que le quieras dar al hardware. Algunos sistemas poseen un perfil «tradicional», mientras que otros se vuelcan a tareas más específicas. Veamos:

Raspbian

[button url=https://www.raspberrypi.org/downloads/raspbian]Ver más[/button]

Raspbian
Raspbian

A Raspbian se lo considera «punta de lanza» entre los sistemas operativos compatibles con el Raspberry Pi, y la página de la fundación lo presenta como «distro oficial» del mini ordenador. En estos momentos, su esencia se basa en Debian Jessie, y viene en dos versiones: Estándar y Lite. Si has cruzado espadas con Debian antes, dominar a Raspbian será cuestión de segundos, y aún si no sabes nada de Linux, es muy recomendado para principiantes.

Ubuntu MATE

[button url=https://ubuntu-mate.org/raspberry-pi]Ver más[/button]

Ubuntu MATE
Ubuntu MATE

Otra opción muy sugerida que no se aleja demasiado del universo Debian y que al mismo tiempo modifica la experiencia en varios aspectos, es Ubuntu MATE. Las imágenes tradicionales de Ubuntu están un poco «fuera del alcance» de un Raspberry Pi, pero con la intervención del entorno MATE, la balanza se equilibra a la perfección. Requiere una tarjeta de 8 gigabytes como mínimo, y cuanto más veloz sea, mayor será la respuesta de esta distro.

RetroPie

[button url=https://retropie.org.uk/download]Ver más[/button]

RetroPie
RetroPie

La situación de RetroPie es bastante curiosa. Aún no estoy convencido de que sea adecuado llamar a este software «distro», ya que su distribución general se realiza sobre una imagen de Raspbian, y posee otros elementos como el frontend EmulationStation y RetroArch. De todas maneras, es la forma más rápida de convertir a tu Raspberry Pi en una plataforma completa de emulación con la menor cantidad de trabajo posible, aún sobre versiones básicas del hardware, comenzando con el Raspberry Pi Zero.

Recalbox

[button url=http://www.recalbox.com]Ver más[/button]

 

A diferencia de RetroPie, Recalbox sí se identifica como una distro, más allá de que el objetivo sea el mismo en ambos casos: La emulación de consolas. La idea detrás de Recalbox es simplificar los procesos de configuración y el manejo de la interfaz, pero también posee una vuelta de tuerca extra. Se trata de Kodi, el «ex XBMC», y su presencia abre la posibilidad de reproducir contenido multimedia, aprovechando todos los recursos de aceleración en el Raspberry Pi.

RISC OS

[button url=https://www.riscosopen.org/content/downloads/raspberry-pi]Ver más[/button]

RISC OS
RISC OS

Nuestra última recomendación es un acto de rebelión. Romper el molde o torcer la línea si se quiere. ¿Por qué digo esto? Porque RISC OS para Raspberry Pi no es Linux, sino algo diferente, un poco extraño, y tal vez no tan pulido, pero no por eso menos interesante. RISC OS es todo un abuelo de la informática, con casi treinta años sobre los hombros. Si quieres explorar, experimentar, e incluso sentirte frustrado (léase «aprender») por no saber cómo hacer algo al principio, la respuesta está aquí.

Nuestra lista llegó a su final, pero haré dos menciones de honor para Arch Linux y Fedora, que están allá afuera, son compatibles con el Raspberry Pi, y poseen comunidades muy leales. ¿Quieres añadir alguna distro más? Los comentarios siempre se encuentran abiertos. ¡Buena suerte!

Deja tu voto

32 puntos
Upvote Downvote

Total votes: 40

Upvotes: 36

Upvotes percentage: 90.000000%

Downvotes: 4

Downvotes percentage: 10.000000%