Exoesqueleto casero capaz de levantar un coche

La primera vez que hablamos sobre este exoesqueleto casero fue en septiembre de 2014. El responsable del canal The Hacksmith fue capaz de levantar casi 80 kilogramos con mucha facilidad, utilizando nada más que medio exoesqueleto. Su prueba de concepto funcionó tan bien que comenzó a trabajar en la parte inferior, y durante el día de ayer publicó su primera demostración pública. ¿Qué tan fuerte es el nuevo diseño? Digamos que puede levantar la parte trasera de un Mini Cooper moderno sin mucho esfuerzo.

Las aplicaciones de un exoesqueleto van mucho más allá del ámbito militar o la industria pesada. En más de una ocasión lo hemos imaginado como el dispositivo ideal para erradicar a la silla de ruedas, y restaurar parcialmente algo que (de momento) se encuentra fuera del alcance de la medicina. Es cuestión de tiempo para que lleguemos a eso, mientras tanto, necesitamos explorar otras ideas. Una de ellas es el exoesqueleto casero. ¿Acaso es posible para alguien desarrollar un sistema tan completo en su garaje? En realidad, The Hacksmith ocupó su jardín para crear medio exoesqueleto, y levantar con él un peso cercano a los 80 kilogramos. Este prototipo incluso fue presentado en televisión, con demos en vivo para eliminar cualquier sospecha de trampa.

 

Poco más de un año después, The Hacksmith vuelve a la carga, esta vez con la parte inferior. Sin ninguna clase de asistencia neumática, las piernas soportan 220 kilogramos, pero el diseño es modular, y esto permite añadir cilindros neumáticos cuando el usuario los cree necesarios. Con una presión de 125 PSI, cada uno de esos cilindros puede levantar 362 kilogramos, lo que inevitablemente nos lleva a la prueba del Mini Cooper. De acuerdo al vídeo, un Mini Cooper pesa algo así como 1.145 kilogramos. El máximo teórico del exoesqueleto se ubica por debajo de eso (907 kilogramos sin pruebas), pero aún bajo el ojo vigilante de la TV alemana, The Hacksmith levantó la parte trasera del Mini Cooper con éxito.

Los pasos a seguir incluyen el diseño de la parte superior, optimizaciones en el exoesqueleto inferior, e incrementar su flexibilidad. De más está decirlo, cualquier mejora adicional debe hacer más seguro al exoesqueleto. La primera vez sus brazos fueron asistidos, sin embargo, todo el peso quedó a cargo de sus piernas. En esta oportunidad el exoesqueleto levantó con éxito un coche, aunque se lo ve demasiado expuesto. Definitivamente deseamos ver más sobre el prototipo, pero al final del día, un exoesqueleto debe proteger al usuario, y no lesionarlo.

Deja tu voto

0 puntos
Upvote Downvote

Total votes: 0

Upvotes: 0

Upvotes percentage: 0.000000%

Downvotes: 0

Downvotes percentage: 0.000000%

One Comment

Deja una respuesta
  1. No señor, esos gatos con aire comprimido, creo que eso ya se inventó, el único mérito tal vez sea porque los automatizo, pero de exoesqueleto nada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *