in ,

Android Emulator: Google Android en tu ordenador

Google Chrome: El navegador de Google

La gente del equipo Google no se ha quedado quieta. Con el reciente anuncio de su propio navegador de Internet, el gigante de Mountain View no parece encontrar su límite. Pero también hay noticias en el campo de la telefonía celular, con imágenes del primer dispositivo que usará Android, el sistema operativo de Google para móviles. A mediados de agosto, un nuevo SDK salió a la luz, incorporando un emulador de Android para el ordenador. Vamos a darle una mirada.

Liviano, rápido, de código abierto, y funciona en casi cualquier dispositivo. Nadie puede negar que algo así sería el sueño dorado de los sistemas móviles, pero de acuerdo a Google, no se estaría tan lejos de algo así. Por supuesto, estamos hablando de Android, que a medida que nos acercamos al final del año 2008, su versión final está cada vez más próxima. Incluso ya hay imágenes de uno de los teléfonos que lo incorporará, el HTC Dream de T-Mobile. En caso de que hayas dado una vuelta por YouTube y estés interesado en este sistema, seguro ya te habrás topado con algunos vídeos demostrando la funcionalidad de Android.

Pero ahora existe la posibilidad de poder probar a Android en nuestros ordenadores, gracias a su SDK, o Kit de Desarrollo de Software. Su nombre lo dice todo, al ser el grupo de herramientas por excelencia para los desarrolladores, a la hora de crear diferentes tipos de aplicaciones compatibles con Android. Con el emulador se pueden comprobar las capacidades básicas de Android, su forma de navegación, la integración con los servicios de Google (Maps, Gmail, etc.) e incluso sus capacidades multimedia.

La descarga del SDK es relativamente grande (aunque no tanto en comparación con otros SDK), sumando un total de 88.8 MB. La versión más actual que puede ser descargada es la 0.9 beta. De acuerdo a Google, la versión final se parecerá mucho a esta versión, sin cambios mayores en su API, y más orientada a corregir bugs de último momento. El SDK no posee instalador alguno, por lo que debe descomprimirse en una carpeta temporal para poder utilizarlo.

Android en modo "locked"

El inicio y la velocidad del emulador depende exclusivamente del poder de procesamiento que posea tu ordenador, pero en un sistema relativamente moderno (un Athlon X2, por ejemplo) su velocidad es más que aceptable. Tras el período de carga, podemos ver el escritorio de Android, dominado por un reloj de agujas y cuatro iconos, Dialer, Browser, Contacts y Maps. Si haces clic con el ratón, mantienes presionado el botón y mueves el cursor, emularás la acción del touchpad, tal y como en el iPhone. Hacia la izquierda no hay ninguna función, pero hacia la derecha verás una barra de búsqueda de Google. La interfaz es sencilla y amigable, todo expresado con iconos claros y un texto fácil de leer. Lamentablemente no se puede acceder a las Propiedades para ajustar la configuración un poco más, pero si Android lleva esta apariencia por defecto, es probable que muchos usuarios lo acepten tal y como está.

De allí nos fuimos directamente a Browser, el cual detectó nuestra conexión a Internet de forma automática, sin tener que configurar nada. La velocidad de navegación es bastante decente, y las páginas se inclinarán a abrir sus versiones móviles. La navegación en general no presenta inconvenientes, salvo que se quiera realizar alguna clase de streaming u operación multimedia. YouTube indica ausencia de Flash o una versión antigua de Java, y lo mismo nos ha sucedido con otros servicios de vídeos en línea. La versión móvil de Gmail funciona a la perfección, pero nos encontramos con que la aplicación de Gmail no funciona en Android, al menos de momento.

Tras navegar un rato, regresamos el escritorio para entrar en Google Maps. Y a falta de un calificativo más elaborado, funciona perfecto. Haciendo un clic en el botón Menu puedes acceder a las funciones principales, como búsqueda y cambio del modo en que se presenta el mapa. Hasta la función Directions nos respondió sin problemas, trazando una ruta estimada desde Madrid a Barcelona.

Hubo algún leve problema en el camino

Indagando un poco más llegamos a ver algunas de las demos que trae incorporadas el ordenador. Principalmente demuestran qué capacidades posee el sistema operativo, en cosas que van desde lo más básico como es presentar texto, hasta demostrar algunas de las funciones que posee Android a nivel de gráficos, con su soporte OpenGL incorporado. En este caso, pudimos ver una demo del renderizado de un cubo de Rubik. Hay que admitir que esto no estuvo exento de problemas, no hay que olvidar que se trata de una beta.

La reproducción de audio funcionó a la perfección

Con esto vimos parte de las funciones multimedia de Android, así que decidimos probar el audio. Al tratarse de un emulador, pensamos que el soporte para audio sería mínimo en el mejor de los casos, pero nos sorprendió gratamente el ver que no era el caso. Para poder incorporar archivos al emulador, se debe crear una tarjeta de memoria virtual (con el comando mksdcard) que tendrá un formato IMG. Para agregar los archivos a esa imagen, necesitarás alguna utilidad que te permita modificar imágenes IMG. A pesar de ser un programa shareware, la versión 8.1 de WinImage funcionó a la perfección. Agregados los mp3, ejecutamos el ordenador indicando la tarjeta virtual (el comando es emulator -sdcard nombredeimagen.img), fuimos a la sección Music dentro de Menu, y luego a Songs. Allí vimos todos los mp3 que cargamos (ABBA Gold Greatest Hits, para mayor referencia), y pudimos reproducir todos sin ningún problema. Incluso detectó el artwork dentro de los tags escritos en los mp3. Es fabuloso, pero sería algo fuera de serie si en la versión final hubiera alguna clase de ecualizador. No es que suene mal, pero no todos los auriculares son iguales, y algunos necesitan más ajustes que otros. Hasta se puede borrar un mp3 directamente desde Android (¿Hola? ¿Apple? ¿iTunes?).

El dialer de Android

Para la parte final, dejamos el dialer, debido a que su presencia en el emulador es solamente estética. No se puede realizar ninguna clase de llamada con el emulador, pero al menos se sabe que Android será compatible con los diferentes tipos de comunicación móvil existentes, como GSM, EDGE, CDMA, y por supuesto, transferencias Bluetooth, Wi-Fi y 3G. El tamaño de las teclas en la pantalla engaña un poco debido al tamaño de la pantalla del emulador, pero aún así nos queda la sensación de que será poco problemático marcar un número.

En una pequeña revelación personal, compré un teléfono móvil el día de ayer, y ya quiero instalarle Android de alguna forma. Después de todo, no es algo tan descabellado creer que Android podrá instalarse como reemplazo de otros sistemas operativos en otros móviles. El hecho de que sea casi completamente de código abierto (y hay que remarcar casi, Google retiene derechos sobre algunas funciones) le da a los desarrolladores todo un panorama repleto de tierra fértil para crear sus propias modificaciones, y adaptar Android a otros sistemas. A pesar de tratarse de un emulador dentro un SDK considerado beta, lo que vimos de Android nos gustó muchísimo, y esperamos que los aparatos que lo contengan estén disponibles lo más pronto posible. ¡Buena suerte!

Reportar

¿Qué te pareció?

Escrito por Lisandro Pardo

5 Comments

Leave a Reply

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Skymarket: Microsoft crea su “iTunes Store”

¡Descarga Google Chrome Beta!