in

Project Alloy: El casco de realidad virtual todo en uno de Intel


El gigante de Santa Clara inició la «segunda mitad» de su Intel Developer Forum en la ciudad de San Francisco, y durante el keynote de apertura anunció a Project Alloy, que simboliza la entrada formal de Intel al mercado de la realidad virtual. Se trata de un casco «todo en uno» cuyo diseño final será completamente inalámbrico, y buscará brindar al usuario una especie de «fusión» entre realidad virtual y realidad aumentada. Si esto último suena similar al HoloLens, es porque ambos tienen algo en común…

Los llamados «dolores de primera generación» que sufre la realidad virtual son bien conocidos. En pocas palabras, los cascos principales tienen un precio casi prohibitivo (eso sin contar el hardware adicional para los ordenadores), y necesitan cables. La idea de una realidad virtual libre e inalámbrica aún se encuentra un poco lejos, siempre y cuando se tome como parámetro general a la calidad visual del Rift y el Vive. Las soluciones inalámbricas actuales dependen de smartphones o SoCs integrados, de sus baterías, y sus sistemas operativos, que siendo honestos, no han sido optimizados para la realidad virtual (aún). Sin embargo, existen proyectos muy interesantes en camino, y uno llega a través de Intel. Durante el keynote de su Developer Forum en San Francisco, el titán de los procesadores anunció a Project Alloy, su visión en cascos «todo en uno».

 

Cuando habla de «todo en uno», Intel no se refiere solamente al hardware (cuyas especificaciones no fueron reveladas), la batería y el software, sino también a todo el sistema de rastreo y detección, encabezado por cámaras con tecnología RealSense. Esto elimina la necesidad de sensores externos, y habilita la posibilidad de utilizar nuestras manos en un entorno virtual con seis grados de libertad, que en esencia representan a la famosa «realidad combinada». El único cable que se vio conectado al casco era para transmitir la demostración a la pantalla gigante de la sala, y aunque la versión inicial de Project Alloy será «contenida», no se descarta la posibilidad de una edición enlazada a un ordenador que entregue gráficos más avanzados.

Project Alloy
El cable era sólo para transferir vídeo a una pantalla gigante. Aún no se sabe nada sobre su hardware…

Intel confirmó que las especificaciones oficiales de Project Alloy y la API de RealSense serán declaradas open source el año entrante, o sea que cualquier fabricante podrá desarrollar productos similares y lanzarlos al mercado por su cuenta. En lo que se refiere a software, Intel ha decidido unir fuerzas con nada menos que Microsoft. El propio Terry Myerson, número uno de la división «Windows y Dispositivos» en Redmond, subió al escenario junto al CEO de Intel Brian Krzanich y confirmó que Windows 10 recibirá en 2017 una actualización para habilitar a Windows Holographic, el software que hoy controla al HoloLens. El sistema operativo es el mismo (lo que abre la puerta a aplicaciones que funcionen en ambos dispositivos), pero el HoloLens y Project Alloy buscan avanzar desde posiciones diferentes. El HoloLens está más volcado hacia la realidad aumentada, mientras que Alloy toma como punto de partida a entornos virtuales. ¿Qué tan buena será la mezcla? Lo sabremos el año que viene.

Reportar

¿Qué te pareció?

Escrito por Lisandro Pardo

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Loading…

0

Juegos para móvil de la semana (17/08/16)

Pokémon GO: Construye un detector de Pokémon con Raspberry Pi