David Cronenberg

BODY/MIND/CHANGE: El implante de cerebro de David Cronenberg

25 Flares Twitter 7 Facebook 17 Google+ 1 Pin It Share 0 Email -- 25 Flares ×

BODY/MIND/CHANGE es el nombre del vídeo que tiene como protagonista al director David Cronenberg. En esta oportunidad, Cronenberg nos muestra un futuro donde los implantes cerebrales pasarán a guiar nuestras vidas. ¿Cómo puede ser posible esto? Mira el vídeo y entérate del resto en la siguiente nota.

David Cronenberg es uno de los más grandes directores del cine de terror. Con The Fly (La mosca) y Scanners demostró un profundo interés en la relación entre el cuerpo humano y la tecnología, generalmente con finales bastantes grotescos. Películas menos conocidas de él como eXistenZ y Videodrome (Cuerpos invadidos) profundizan sobre la comunicación y hasta el efecto de los videojuegos en la química cerebral. Hace rato que Cronenberg se alejó del terror, pero eso no quiere decir que sus ideas no sigan siendo bastantes asquerositas. A continuación, el Pod que están publicitando en YouTube:

 

Inspirado justamente en la película Videodrome pero reinventado para la época actual, la trama de BODY/MIND/CHANGE se centra en Pod, un implante cerebral que analiza distintas opciones y te propone un camino a seguir, y no te estoy hablando de películas o libros para leer sino decisiones de vida. Como “una forma de vida verdaderamente único”, Pod es diseñado para guiar a los consumidores a las recomendaciones de productos ideales para ellos. En el vídeo Cronenberg nos sugiere que ‘nuestras vidas van a mejorar de forma inesperada con Pod’.

La idea sonaba de lo más extraña y, claro, pronto se reveló que era parte de un ambicioso proyecto de transmedia mezclando vídeo, texto y un complejo sitio de internet, obras del director Lance Weiler, uno de los aprendices de Cronenberg que parece tan dispuesto a jugar con nuestras mentes como su maestro. El trabajo completo será exhibido en enero de 2014 como parte del Festival Internacional de Cine de Toronto, donde los usuarios podrán recoger a sus simbiontes terminados. ¡Qué miedo!