in ,

¿Hormigas robot colonizando Marte?


Plan para terraformar Marte

No, no nos volvimos completamente locos. Bueno, solo un poco. Pero esta noticia es completamente verídica. Tenemos pruebas. Un grupo europeo de investigadores llamados I-SWARM, está trabajando en crear grandes cantidades de homigas robóticas para enviar a Marte. El propósito principal de esta expedición es crear estructuras en el planeta rojo, en vista a una futura colonización.

En este último tiempo, la idea que teníamos del planeta Marte ha cambiado considerablemente. Ya no es ese planeta inhóspito que solíamos pensar, sino que ahora descubrimos que hay agua y suelo parecido al terrestre. Por esa razón, y porque somos las criaturas más inteligentes de la galaxia, enviaremos… hormigas robots para que vayan haciendo nuestros futuros hogares… Sí, dejaremos que digieras esas palabras antes de continuar… Ok, ¿seguimos?

Según Marc Szymanski, un investigador de robótica alemán, estos pequeños robots podrían explorar el planeta. “Sabemos que allí hay agua y polvo, así que solo necesitarían alguna especie de pegamento para empezar a construir estructuras, como casas parar científicos humanos”. Sí, Marquitos, claro que sí.

Szumanski es parte de un grupo de investigadores Europeos, el cual se encuentra desarrollando pequeños robots que puedan cooperar entre sí para completar ciertas tareas. Este comportamiento ya se ha visto en insectos como termitas u hormigas. Ellos buscan replicarlo en estas pequeñas máquinas que, de alguna manera, trabajen en equipo y se adapten a las distintas situaciones que se les ponga en el camino.

Aunque parezca ridículo, el equipo (llamado I-SWARM) ha logrado que sus hormigas electrónicas se comuniquen entre ellas y detecten su medioambiente. Estas máquinas se comunican mediante rayos infrarrojos. Una informa a la otra, hasta que toda la colonia haya sido informada. De esta manera, una puede pedir ayuda para llevar a cabo cierta tarea y el resto de las hormigas serían capaces de ayudarla.

Pero no todos estos robots son iguales. Uno de los tipos, llamado Jasmine, es un poco más grande que una moneda de dos euros y utiliza ruedas para moverse, utilizando una batería como energía. Sin embargo, otro tipo más pequeño, con 3 milímetros de tamaño, se mueve por vibración y utiliza un pequeño panel solar para alimentarse. Y este es uno de los problemas más grandes que se han encontrado: caso de necesitar levantar algo, necesitarán de motores y por ende energía, mucha energía. Para llegar a este punto, el grupo de investigadores tuvo que inventar algoritmos especiales para procesar la energía que controla a los pequeños robots. Estas maquinillas utilizan solo 8Kb de memoria de programa y 2Kb de memoria RAM.

A pesar de los inconvenientes que sufrieron y los que probablemente sufran en el futuro, Szymanski tiene confianza en que pronto podrán comenzar la producción masiva de estas hormigas. Supuestamente se podrían hacer como los chips de ordenador, de placas de circuitos flexibles para darles forma.

Porque eso era exactamente lo necesitábamos. Hormigas robóticas que construyan casas en Marte. ¿Cómo a nadie se le había ocurrido? ¡Es una idea millonaria! ¡Hormigas robóticas! Además, hasta que lleguemos a pisar el planeta, seguro que los pequeños bichitos ya han construido una hermosa metrópolis que podamos ir a arruinar.

Reportar

¿Qué te pareció?

Escrito por Tomás Garcia

Comentarios

Leave a Reply
  1. Marte posee un terreno muy rocoso y polvoriento; alli no podrian desplazarse con facilidad. Y ademas la baja temperatura corroe y daña a los robotitos en menos de 5 dias. 8(

  2. prefiero la idea de homigas gigantes para que contruyan casas grandes y hojala que sea pronto porque me gustaria ser uno de los primeros pobladores humanos yes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Loading…

0

Qtpfsgui: Creador de imágenes HDR

Gmail Canned Responses: Contestador automático