in

Interfaz cerebral para componer música con la mente


Software imprescindible para DJ

La música es uno de los lenguajes en el que los humanos mejor se comprenden, y tanto su consumo como su producción no deberían estar vedadas a nadie, como en el caso de aquellos que sufren alguna condición física o mental. Estas personas quedan automáticamente aisladas del proceso creativo y la misión es rescatarlos de esa ceguera involuntaria y darles una herramienta para expresarse. Con este humanitario fin fue creado BCMI, una interfaz cerebro-ordenador más económica para componer música con la mente.

Tocar un instrumento y sacar algo que respete ciertas reglas armónicas dejó de ser hace mucho tiempo una condición sine qua non para crear música, y esto se debió no sólo a la creciente abstracción en los procesos constitutivos de la llamada composición musical, sino también por la progresiva difusión de herramientas digitales o virtuales que permiten producir música casi sin conocimientos. Con esto puesto en relieve, los medios para componer una de las más poderosas formas de arte que tiene el humano está cada vez más abierto, permitiendo que las subjetividades más disímiles expongan su creatividad musical. El límite recién surge cuando se posee algún tipo de discapacidad o condición que no permita tener un contacto directo o una comprensión absoluta de los procesos requeridos para hacer música, y en este sentido es que los especialistas de la Universidad de Plymouth en Inglaterra crearon el BCMI.

Este artefacto es una interfaz cerebro-ordenador que, en primer instancia, permite convertir las ondas cerebrales y los movimientos oculares en notas musicales, propiciando un entorno de expresión alternativo para aquellos con dificultades en el habla, movimientos y cualquier otro tipo de afección física y mental. Lo único que habrá que hacer con el BCMI (Brain Computer Music Interface) será pensar en “lo que sea” y gracias a la traslación de las ondas electromagnéticas poder componer desde lo más profundo, sin pasar por los filtros de las técnicas, la ignominia del público o propia y las capacidades de los instrumentos al alcance. Para realizar esto, la persona conecta la interfaz y a través de ella puede controlar ritmo, tono, fuerza y velocidad de las notas que emanan de sus manifestaciones electromagnéticas.

BCMI tiene una larga historia desde que en el 2008 se acercó por primera vez a los medio, pero recién ahora se está transformando en un producto comercial gracias a las inversiones que necesitaba para pulir su funcionamiento. Por estos días, el BCMI se compone de un casco EEG que posee 3 electrodos principales adosados para la lectura de los impulsos. Además, el equipo de investigación liderado por el especialista en música Eduardo Miranda, informó que el paquete completo traería a la laptop incluida, y que ya se comercializan por unos $3.500 dólares. Como en toda aplicación en donde una interfaz EEG sea protagonista, y mucho más en este caso, el BCMI requiere de intensa práctica para lograr la habilidad que tiene la persona del vídeo para componer música con la mente, por lo que además de ser una tecnología de asistencia también lo es de educación.

Reportar

¿Qué te pareció?

Escrito por Nico Varonas

Comentarios

Leave a Reply
  1. Bueno, en si lo que hace es interpretar las ondas del cerebro a música, realmente pensar en lo que sea con esto es igual a una melodía, realmente (por ejemplo) no se si vaya a tener una mmm aplicación médica, pero seria interesante ver la música que produce la gente con trastornos psiquiátricos.

    PD: ALGUIEN ME AYUDA PARA QUE PUEDA PONER MI IMAGEN AQUI??? no puedo cargarla

  2. Demasiado espectacular, ¿no creéis? Me imagino que habrá una biblioteca musica previamente almacenada e interpretando las ondas cerebrales se irán ejecutando en función de algún tipo de algoritmo.

  3. Increíble xD, me encantaría probarlo aunque imagino que se tendrá que conocer la melodía al pie de la letra, que no bastara con que la melodía te suene.
    A este paso la SGAE te cobrará por pensar en una canción con derechos de autor xD

  4. pues….si no tienes conocimientos de musica supongo sera un churro , como en la realidad. Ahora intenta imaginar que tocas mentalmente una escala, la que sea, si no la conoces, no puedes, por que ni si quiera la puedes imaginar.Lo que si podras hacer seguramente es, si conoces una melodia, entonarla con la mente, pero seguro el como toques estara limitado a lo que tu mente puede procesar. Si alguien hace música entenderá lo que pasa por la mente, yo por ejemplo, no tengo casi habilidad con el piano,pero si compongo música,aveces por mi mente pasan notas , pero como si estuviesen borrosas, no distingo cuales son, intuyo que es una escala por ejemplo , pero es como si no la visualizara perfectamente, seria sorprenderte si el aparato este puede captarlo. Yo tal y como están las cosas pienso que la habilidad para componer estará ligada a tu manera de sentir o imaginar la música y también a tus conocimientos. No se, tiene buena pinta pero tendría que verlo con gente que no sabe tocar y que intentan tocar una partitura básica por ejemplo. Perdón por el royo que estoy soltando 🙂 pero otro ejemplo : Yo ahora mismo soy incapaz de componer algo tan complejo como mozart, por que mi cabeza es incapaz de imaginar si quiera, que se puedan tocar esas notas. Si lo escuchase, luego puedo hacerme una idea, pero lo que quiero decir, si no se que se puede hacer, no podría hacerlo.

    • #7 Exacto, estoy de acuerdo a tu razonamiento… esto es solamente los segundos pasos para la interfaz Cerebro-Ordenador (ya que lleva en la investigación algunos años), pero de algún modo, la Kinect (xbox) abrió la mente de muchas personas para imaginar y crear cosas, que hoy en día ya tiene muchas aplicaciones…Esto también sigue la misma recta de madurez. Por ahora imaginemos, y por qué no, hagamoslo realidad…

  5. En Argentina hay algún representante de esto? Deseo probarlo antes de comprar. Solucionaría algunas cosas en la labor de componer para orquesta, o solo piano? Es incompleta la info.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Loading…

0

Retroinformática: Sinclair ZX Spectrum (1982)

Medidor de ESR (ESR Meter)