in

GeekyGeeky Thug lifeThug life

Construye una batería de arena

Es fácil de hacer, y funciona mejor de lo que imaginas

Batería de arena

Cuando pensamos en una batería, automáticamente vienen a nuestras mentes elementos como el litio y el plomo, pero el objetivo esencial de una batería es almacenar energíay no necesariamente tiene que ser eléctrica. Eso nos lleva al concepto de batería térmica, y a un diseño muy efectivo como el de la batería de arena. Todo lo que se necesita es una fuente de electricidad y una resistencia para calentar la arena, que puede alcanzar los 600 grados Celsius bajo condiciones óptimas.


Nuestros dispositivos móviles devoran baterías como si fueran caramelos, y en el fondo, sabemos que la situación está empeorando. Sin embargo, una vez que escapamos a las limitaciones de los formatos, descubrimos que las posibilidades para las baterías son mucho más amplias e interesantes. Por ejemplo, la energía eléctrica no es lo único que podemos almacenar en ellas. A veces es más útil almacenar calor, y así llegamos a la batería de arena.

Cualquiera que se haya quemado los pies en la playa sabe que la arena alcanza una temperatura impresionante. Si su depósito recibe el aislamiento adecuado, en diseños comerciales puede incluso superar los 600 grados Celsius. En la práctica, el límite de temperatura no lo establece el medio, sino los materiales de construcción utilizados. Y hablando de construcción… ¿te gustaría hacer una batería de arena?


Cómo construir una batería de arena básica


Robert Murray-Smith nos explica el proceso en su canal. Además de la propia arena, todo lo que se necesita es una resistencia (Robert la extrae de un hervidor de agua), y un poco de electricidad. La gran ventaja de la batería de arena es que no tiene exigencias demasiado altas, y Robert utiliza una fuente configurada a 12v y 0.5a. Con apenas seis vatios y un poco de paciencia, la arena llegó a los 200 grados Celsius, demandando protección extra en la forma de guantes.

Ahora, ¿cómo aprovechamos esa energía? Robert recomienda un serpentín de cobre para circular y calentar agua en su interior, pero también existe la opción del módulo Peltier (que dicho sea de paso, no es tan eficiente), o por qué no, un motor Stirling. Agregar un interruptor de temperatura o un controlador con termostato a la configuración es una muy buena idea, y no son extras muy costosos que digamos (entre 5 y 10 euros).


Reportar

¿Qué te pareció?

Escrito por Lisandro Pardo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Redondear Pi

El día que un grupo de legisladores trató de redondear Pi a 4 (vídeo)

mapa interactivo del Universo conocido

Excelente mapa interactivo del Universo conocido