in

GeekyGeeky ¡Pero qué c...!¡Pero qué c...!

El grito de Wilhelm: Uno de los sonidos más usados en el cine

¿Sabes en cuántas películas se usó?

En el mundo del cine existe un efecto de sonido muy particular, utilizado durante décadas en cientos de filmes que van desde la fantasía y la ciencia ficción hasta el terror puro, dramas y comedias. Se trata de un grito corto, exagerado y muy bien definido. Quentin Tarantino, George Lucas, Peter Jackson y James Cameron son algunos de los nombres que inyectaron ese sonido en sus películas, o al menos permitieron su presencia. Se trata del grito de Wilhelm, y todo comenzó con un western…

Viajemos a 1951, año en el que se estrenó Distant Drums, con el mismísimo Gary Cooper en el papel principal. Uno de los primeros detalles a destacar de ese filme es que califica como un «western de Florida», o sea que su trama se desarrolla durante la Segunda Guerra Semínola. El segundo detalle surge en plena película, cuando uno de los personajes es arrastrado y devorado por un grupo de caimanes:



Sí, estoy absolutamente seguro de que reconoces ese grito. Lo has escuchado en todo tipo de películas y franquicias: El Señor de los Anillos, Star Wars, Spider-Man, Toy Story, Transformers, Indiana Jones, Piratas del Caribe… mejor me detengo aquí. El nombre de ese efecto es «el grito de Wilhelm», pero aquí detectamos otra curiosidad: El personaje que muere en Distant Drums, no es Wilhelm.


El grito de Wilhelm

Wilhelm es en realidad el «soldado Wilhelm», personaje de The Charge at Feather River, una película del año 1953. En ella, el pobre Wilhelm recibe un flechazo en la pierna mientras está llenando su pipa y montado a caballo. El efecto se repite un par de ocasiones, para indios y soldados por igual:



Por supuesto, la práctica de reciclar sonidos es muy común. De regreso a Distant Drums, se grabaron seis gritos para esa película. La quinta toma es la que todos recordamos, y las otras cinco fueron usadas en diferentes escenas. El grito de Wilhelm se convirtió en una pieza más dentro de la amplia biblioteca sonora de la Warner Bros., pero su explosión en popularidad se debe a un hombre: Ben Burtt.



Burtt reconoció con facilidad al grito entre una película y otra, y cuando decidió usarlo en su proyecto The Scarlet Blade de 1974, simplemente lo copió de la banda de sonido de otro filme. Tres años más tarde, Burtt quedó al mando de los efectos de sonido en Star Wars, y al escuchar el grito otra vez, no lo dudó: Un stormtrooper cayendo al vacío fue el primero en «adoptarlo». Burtt fue quien le dio al efecto su nombre definitivo, «grito de Wilhelm».


Sheb Wooley, indicado como creador del «grito de Wilhelm»

Ahora, ¿quién lo hizo? ¿Quién dio ese grito en primer lugar? Una investigación hecha por Burtt lo llevó a Sheb Wooley, mejor conocido por su canción «The Purple People Eater», y por su participación en otra película con Gary Cooper, High Noon. Burtt localizó en la Warner Bros. varios registros del editor de Distant Drums, incluyendo una lista de actores designados para grabar líneas de diálogo adicionales, y efectos de sonido.

Wooley trabajó en Distant Drums como el soldado Jessup, y aparece en la lista asignado a «gritos de un hombre siendo mordido por un caimán». La viuda de Wooley, Linda Dotson, parece haber confirmado esto, pero a pesar de la popularidad del grito, Wooley jamás recibió un centavo.

IMDb reporta 422 proyectos en su base de datos con el grito de Wilhelm.


Fuente: Damn Interesting



Reportar

¿Qué te pareció?

Mentor

Escrito por Lisandro Pardo

Moderador de ComunidadUsuario VerificadoVotadorAutor de contenidoCreador de GaleríasCreador de Listas

Comentarios

Leave a Reply
      • Justo ayer tuve un sueño en donde leía una noticia en la que se relataba que salía a la luz la verdadera historia del grito de Wilhelm. Un grupo de hombres adinerados contrataban cineastas para que filmaran como torturaban hombres de raza negra. En uno de los videos, un hombre llamado Wilhelm gritaba desesperado de dolor. A uno de los creadores le pareció graciosísimo incluirlo en una película y el resto es historia.
        Al descubrir esto en Hollywood se revolucionaban y empezaban a censurar todas y cada una de las películas y videos donde había aparecido el famoso grito.
        Deja de leer mi mente, Neoteo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Loading…

0

Comentarios

0 comentarios

Vertedero Animado de la Semana (N°61)

Las «Chicas del Radio» y la luminiscencia mortal