in

Un módem de código abierto para «liberar» a los teléfonos móviles


Un problema no tan expuesto en los smartphones y teléfonos móviles actuales es el perfil cerrado que poseen. Existe una especie «divorcio virtual» entre el usuario y su dispositivo móvil, ya que no es posible conocer más sobre su funcionamiento sin romperlo como un huevo. Esto es especialmente cierto con el procesador baseband o módem, debido a que el código en su interior es propietario, y ajeno a auditorías de seguridad. La solución, es crear un módem que ejecute un firmware open source.

Observa a tu smartphone. ¿Qué tanto sabes sobre él realmente? Tal vez conozcas el modelo exacto, las especificaciones del hardware, el sistema operativo y su versión, las aplicaciones instaladas y algún que otro detalle técnico más. Pero el resto es mantenido fuera del radar por el fabricante. Por un lado, no quiere que lo repares, ya que eso va en contra de la obsolescencia programada. Por el otro, ni siquiera puedes controlar directamente los permisos (cada vez más absurdos) que solicitan las aplicaciones. Y para cerrar, acceder al código fuente en el firmware del módem es casi un sueño. En marzo del año pasado, la Free Software Foundation publicó que los desarrolladores del proyecto Replicant encontraron una puerta trasera en el módem de varios dispositivos Samsung Galaxy. Si bien nunca se conoció el impacto completo, lo cierto es que no debía estar ahí.

Modem open source
El viejo Motorola C139 es una de las pocas opciones comerciales que utilizaron el chip Calypso. Si todo sale bien, el firmware del proyecto podrá ser instalado en este teléfono.

Las únicas excepciones a la regla fueron los teléfonos Openmoko, con diseños completamente abiertos, incluyendo el firmware del módem. Lamentablemente, Openmoko dejó de hacer teléfonos en 2009, pero hay una nueva campaña encabezada por un tal Michael Sokolov, que busca restaurar una de las grandes virtudes de Openmoko: Un módem con software abierto, basado en el chip Texas Instruments Calypso. El plan es extraer los datos necesarios del módem Openmoko, adaptar una función cuatribanda (en vez de las tres bandas que ofrecían los teléfonos originales), y crear un prototipo, que en el futuro podría dar lugar a un teléfono móvil completo, y libre de código propietario.

El principal inconveniente que enfrenta un proyecto de esta clase es la baja demanda. La visión del usuario promedio se reduce a que las autoridades no tienen que espiar sus comunicaciones en primer lugar, y que el deber de hacer dispositivos más seguros cae bajo la responsabilidad de los fabricantes. En consecuencia, los fabricantes tienen un interés nulo en desarrollar smartphones y teléfonos móviles con módems que utilicen código abierto. A esto debemos sumar el detalle de que todo el proyecto depende del viejo Texas Instruments Calypso, aunque al parecer hay un exceso de stock en China. Los responsables buscan un total de 7.500 dólares, y con 26 días por delante ha logrado reunir poco más de 500. La mayor parte del gasto será consumida por el proceso de ingeniería inversa sobre el PCB del teléfono Openmoko GTA02, y el resto se divide entre componentes y el pago a Indiegogo. El camino es difícil, pero les deseo toda la suerte del mundo.

Reportar

¿Qué te pareció?

Legenda

Escrito por Lisandro Pardo

Moderador de ComunidadUsuario VerificadoVotadorAutor de contenidoCreador de GaleríasCreador de Listas

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Loading…

0

YouTube inicia el uso del códec VP9 para ahorrar ancho de banda

El ordenador más pequeño del mundo