Asus Blue Cave: Un router con un agujero en el medio

Basta de arañas mutantes y cangrejos de plástico (?)

La apariencia de los routers es un reclamo bastante frecuente entre los usuarios. La mayoría de los modelos que poseen un buen diseño sacrifican rendimiento al ocultar y reducir el tamaño de sus antenas, mientras que en la otra acera encontramos verdaderos imitadores del facehugger. La gente de Asus cree que puede ofrecer lo mejor de ambos mundos, y aprovechó el inicio de Computex 2017 para revelar a su nuevo router Blue Cave, que a simple vista parece… cualquier cosa menos un router.

Los routers tienen una responsabilidad cada vez más grande como administradores centrales de la conectividad hogareña, pero hay un pequeño detalle que nunca ha sido resuelto de manera satisfactoria: Muchas personas creen que son horribles, los esconden detrás del televisor o un mueble, y el rendimiento final es tan malo como su apariencia. Una de las principales compañías en atender la situación de la estética en sus routers fue Google, primero con el «OnHub», y luego con su unidad llamada «WiFi». A esto también se suma una nueva ola de routers inteligentes que se actualizan automáticamente y buscan equilibrar el alcance de la señal en relación a la cantidad de dispositivos conectados. Dicho eso, Asus no tiene en sus planes perderse la fiesta, y con la presentación en Computex 2017 llega Blue Cave.

Ya podemos imaginar una legión de bolitas de papel alrededor del router…

Honestamente, lo último que vamos a pensar si lo tenemos al lado, es que se trata de un router. Si alguien lo confunde con un altavoz o un subwoofer estaría más que justificado, pero la ilusión desaparece una vez que observamos los cinco puertos RJ45 (WAN x 1, LAN x 4), junto a un puerto USB 3.0. El Blue Cave es lo que se conoce como un router AC2600, con un tope de 1.734 megabits por segundo en modo ac, y 800 Mbps en modo n con TurboQAM. Las antenas internas son cuatro, y fueron instaladas en la parte superior, por lo que el agujero sirve de separador entre ellas y la placa base, basada en hardware Intel. Blue Cave incluye un sistema de protección integrado a cargo de Trend Micro bautizado AiProtection, soporte IFTTT y Alexa, redes de invitados, firewall, una aplicación de gestión avanzada para smartphones, y por supuesto, bandas en 2.4 o 5 GHz.

Asus decidió mantener en secreto la fecha de lanzamiento del Blue Cave, sin embargo, lo que sí compartió con los presentes fue el precio, estimado en unos 180 dólares. Definitivamente es un número que lo coloca entre la alta gama de routers, pero si la prioridad es una estética pulida combinada con alto rendimiento, tal vez sea una buena opción.

Deja tu voto

6 points
Upvote Downvote

Total votes: 12

Upvotes: 9

Upvotes percentage: 75.000000%

Downvotes: 3

Downvotes percentage: 25.000000%

2 Comments

Deja una respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *