CEEFAX: El primer servicio de teletexto del mundo

Uno de los precursores de la Web, directo en el televisor

El año era 1974. Watergate sacudía a los Estados Unidos y el gran Muhammad Ali dejaba tirado a George Foreman en ocho rounds, pero entre ambos eventos había sucedido algo más: El nacimiento de CEEFAX. Se trata del primer servicio de teletexto del mundo, creado por la BBC para presentar en las pantallas de millones de británicos datos esenciales como noticias sobre agricultura y la cotización de la bolsa. CEEFAX funcionó durante 38 años hasta el apagón analógico de 2012, un ejemplo contundente de estabilidad y robustez, aún en las situaciones más extremas.

Varios portales indican que la mente maestra detrás del concepto de teletexto era John Adams, ingeniero de Philips y diseñador principal para VDUs («Visual Display Units», monitores). Adams creó su prototipo en el año 1971, basado en el intervalo vertical o VBLANK, y presentando unas nada despreciables 24 filas de texto con 40 caracteres cada una. Las transmisiones de prueba a cargo de la BBC se extendieron de 1972 a 1974, período en el que también recibió su nombre oficial: CEEFAX, una variante de «see facts». CEEFAX inició formalmente sus actividades el 23 de septiembre de 1974 con apenas un editor, Colin McIntyre, pero más tarde sumó a todo un equipo de periodistas con el objetivo de mantener informados y actualizados a los televidentes.

(N. del R.: Sí, es una hora y cuarto de vídeo, no dudes en adelantarlo)

En aquel entonces, los responsables de alimentar nueva información a CEEFAX debían sentarse frente a una terminal y crear una cinta perforada antes de poder publicar las «páginas» y enviarlas a las pantallas. No había ninguna clase de corrección de errores, y si el redactor había cometido un desliz en su escritura, estaba obligado a comenzar desde el principio. Lógicamente, no todos los televisores eran compatibles con CEEFAX en sus primeros años, pero el mercado respondió casi de inmediato, integrando la tecnología necesaria en nuevas unidades. CEEFAX se convirtió en mucho más que una plataforma de información. Aún con sus limitaciones logró introducir cierto componente interactivo a la televisión, transmitiendo las recetas que los programas de cocina habían compartido minutos atrás, o reportando encuentros deportivos mientras se llevaban a cabo.

¿Cómo se accedía a CEEFAX? En esencia, cada página tenía un código, y el televidente lo ingresaba usando el mando a distancia de su aparato. Si una noticia ocupaba (por ejemplo) cuatro páginas, existía la posibilidad de que una persona ingresara cuando la transmisión iba por la página dos, o sea que debía esperar el regreso a la página uno. Con más de 38 años sobre los hombros, la historia de CEEFAX terminó el 23 de octubre de 2012, acompañando el apagón analógico en Irlanda del Norte. El reemplazo directo de CEEFAX es el sistema BBC Red Button, con todas las ventajas asociadas a la televisión digital, aunque sin esa «calidez» particular.

Deja tu voto

3 puntos
Upvote Downvote

Total votes: 5

Upvotes: 4

Upvotes percentage: 80.000000%

Downvotes: 1

Downvotes percentage: 20.000000%

Lisandro Pardo

One Comment

Deja una respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.