Un refugio nuclear portátil

Si los temores de una guerra nuclear te están volviendo paranoico no desesperes, esta puede ser la solución que necesitabas: un refugio nuclear personal y portátil

Hace poco veíamos el reactor nuclear de bolsillo de Toshiba, una excelente idea para generar electricidad de manera segura y barata. Pero los problemas nucleares van mucho más allá, y no todos buscan generar electricidad con la energía nuclear, sino que intentan generar destrucción y muerte, y luego desolación a causa de la radioactividad.

Imaginamos que en países como EEUU donde la hipótesis de ataque nuclear está siempre vigente debe haber refugios grandes, pero no todos viven cerca de ellos, de modo que si quieres tener tu reactor personal para estar siempre tranquilo esta es la noticia para ti.

Se trata de un “honguito” de rápido armado, cuyas paredes exteriores repelen las partículas radioactivas. En la base del hongo hay lugar para que una persona pueda sentarse, y se puede almacenar comida y agua potable como para soportar el tiempo que debas permanecer allí encerrado. Desde luego, estos refugios portátiles son para uso temporal, por lo que no podrás sobrevivir demasiado tiempo allí si el problema se extiende en el tiempo.

Es decir, no es un regufio como el de la película “Buscando a Eva”, sino que está diseñado para soportar unos días, lo suficiente ya que la intensidad de la radiación suele disminuir en forma exponencial por lo que en pocos días puede ser lo suficientemente baja como para que puedas salir rápido de la zona del desastre.

La fabricación de estos refugios es, de acuerdo a su inventor, sencilla y apta para la fabricación masiva, lo que traería aparejado un precio sumamente accesible para cualquier bolsillo. No nos queda claro, y tampoco está la información disponible en la solicitud de patente, cuales son las medidas exactas de este refugio, pero esperamos que la imagen provista solo sea ilustrativa y el refugio tenga al menos un poco más de lugar para poder sentarse más cómodo y también poder dormir.

Tampoco nos queda claro (y no es un tema menor) donde se almacenan o como se eliminan los “desechos” propios de nuestras necesidades fisiológicas, algo que si no es tratado adecuadamente podrá salvarte de una explosión nuclear pero para cuando salgas de allí tal vez estés enfermo de cólera o algo peor. Aunque al menos tendrás tiempo y material para fabricar tus propios muebles.

Deja tu voto

0 puntos
Upvote Downvote

Total votes: 0

Upvotes: 0

Upvotes percentage: 0.000000%

Downvotes: 0

Downvotes percentage: 0.000000%

editorwp_2544

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.