in

Análisis: Opera Turbo Alpha


Parece que dentro de poco el mundo de los navegadores volverá a tener un poco de movimiento, y sus jugadores van tomando posiciones. Safari 4 está a la vuelta de la esquina, Chrome sigue recibiendo una actualización tras otra, Internet Explorer 8 está a punto de alcanzar su versión final, y Firefox anda cambiando números de versión. Por el lado de Opera, encontramos este build reciente, integrado con una tecnología llamada "Turbo". Veamos de qué se trata.

Opera Turbo es una función orientada especialmente a conexiones débiles, sobrecargadas o de baja velocidad. También apunta a asistir a aquellos usuarios que están en constante movimiento y no pueden obtener una conexión rápida y estable muy seguido. Combinando un proxy propio de Opera, algunas optimizaciones y compresión de datos, Opera dice lograr acelerar de manera sustancial la velocidad de la conexión cuando se encuentra sobresaturada, o cuando es lenta por esencia. Según Opera, los mejores resultados de Turbo se obtienen con conexiones por debajo de 100 kilobits por segundo. Intentamos recrear una velocidad de transferencia inferior para Turbo saturando nuestra conexión (descargando al mismo tiempo por HTTP y por BitTorrent), pero no hemos visto el supuesto milagro de la aceleración. Probablemente sea más exigente con sus condiciones de activación de las que imaginamos.

En cuanto al resto, bueno, en apariencia sigue siendo básicamente Opera, y no encontrarás nada especial en comparación con su última versión estable. Sin embargo, no pudimos evitar realizar nuestras clásicas pruebas, para obtener datos más recientes y hacernos una idea de qué esperar en la próxima versión 10 de Opera. Como no puede ser de otra manera, primero sometimos a Opera a nuestro triturador de navegadores favorito, Acid3, seguido de una irremplazable prueba bajo SunSpider:

Sensaciones mezcladas por parte de esta versión. Por un lado, la perfección absoluta al alcanzar cien puntos sin ningún error en la prueba de Acid3. Esto anuncia a diestra y siniestra que Opera obedece los estándares Web existentes, ejemplo que podrían seguir otros navegadores. Por otro lado, la prueba SunSpider dio bastante mal. Opera nunca se caracterizó por medir bien en SunSpider, pero siempre esperamos encontrarnos con una sorpresa en este punto. Lamentablemente, deberemos seguir esperando a tal sorpresa. Por último, una clásica medición de memoria para cerrar las pruebas. Tal y como hacemos siempre, la prueba consiste en dos pestañas, Apple y Google, y la posterior medición a través del Administrador de Tareas:

El promedio de tres mediciones coloca a Opera en un valor cercano a los 37 MB. Es probable que Opera pueda alcanzar valores más bajos, pero tal vez sean posibles cuando estemos más cerca de una versión final. Lo que no ha cambiado es que Opera sigue siendo una opción muy atractiva como navegador alternativo. Es verdad que no sería nada bueno utilizar una versión alfa como navegador para todos los días, pero una mayor solidez sumada a un buen rendimiento y un refinamiento de esta nueva función Turbo podrían hacer de esta versión 10 algo muy duro de enfrentar para el resto de los navegadores.

Reportar

¿Qué te pareció?

Escrito por Lisandro Pardo

Comentarios

Leave a Reply
  1. lo acabo de probar. veo la diferencia… aunque no tanto en la carga…
    estoy en una conexión de 512.
    tal como lo dice en la página, el turbo se basa en compresión. esa compresión significa pérdida de calidad, lo más que nada en las imágenes. gran pérdida de calidad.
    aunque la velocidad es más que la de un navegador normal

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Loading…

0

Tim Berners-Lee víctima de un fraude online

Classic DOS Games: Abandonware en tu navegador